Salmos de Protección de Dios

Cuando sientas que el mal acecha contra ti o contra los tuyos, escúdate en Dios quien vencerá por ti todas las tinieblas y te brindará un futuro brillante. Reza con pasión estos poderosos salmos para pedir de Cristo su protección en todo momento y ante cualquier enemigo.

6 salmos para la protección

Guarda en un lugar muy especial de tu memoria cada uno de estos salmos que te ayudará a contar con la protección más poderosa que existe, la del gran Rey de los Cielos.

Salmos de Protección de Dios

Salmo 140 de protección

David ora para ser librado de sus enemigos — Jehová sustentará la causa del afligido y del menesteroso.

1. Líbrame, oh Jehová, del hombre malo y guárdame del hombre violento, los cuales maquinan males en el corazón y cada día provocan guerras.

140:1

2. Han aguzado su lengua como la serpiente;veneno de áspid hay debajo de sus labios. Selah

140:2

3. Guárdame, oh Jehová, de manos del malvado; protégeme del hombre violento,que ha pensado trastornar mis pasos.

140:3

4. Me han escondido trampa y cuerdas los soberbios;han tendido red junto a la senda;me han puesto lazos. Selah

140:4

5. He dicho a Jehová: Tú eres mi Dios;oye, oh Jehová, la voz de mis ruegos.

140:5

6. He dicho a Jehová: Tú eres mi Dios;oye, oh Jehová, la voz de mis ruegos.

140:6

7. Oh Jehová, Señor, poder de mi salvación,tú pusiste a cubierto mi cabeza en el día de la batalla.

140:7

8. No concedas, oh Jehová, al malvado sus deseos;no saques adelante sus malos designios, para que no se ensoberbezca. Selah

140:8

9. En cuanto a los que me rodean,la maldad de sus propios labios cubra sus cabezas.

140:9

10. Caigan sobre ellos brasas ardientes;sean arrojados en el fuego,en abismos profundos de donde no salgan.

140:10

11. No permanezca el hombre malhablado en la tierra;cace el mal al hombre violento para derribarle.

140:11

12. Yo sé que Jehová sustentará la causa del afligido y la del menesteroso.

140:12

13. Ciertamente los justos alabarán tu nombre;los rectos morarán en tu presencia.

140:13
Salmos para la protección

En esta ocasión, David dirige sus suplicas a Dios para que le cubra principalmente de las malas intenciones de aquellos que querían verle mal y decaído, pero además es una petición muy poderosa para quitar del camino aquellas trampas en el camino con la que sus enemigos querían hacerle tropezar.

El entonces rey, David, nos enseña también que Jehová castiga con mano de hierro a aquel que se aparta de su camino y demás de ello, busca desviar el rumbo de los hombres de fe. Dice el siervo del salmo Dios tiene el poder de cubrir de brasas llameantes a los enemigos de sus hijos.

Salmo 141 de protección

David suplica a Jehová que dé oídos a sus oraciones — La reprensión del justo es un acto de bondad.

1. Jehová, a ti he clamado; apresúrate a mí;da oídos a mi voz cuando te invoco.

141:1

2. Sea puesta mi oración delante de ti como el incienso,el alzar de mis manos como la ofrenda de la tarde.

141:2

3. Pon guarda a mi boca, oh Jehová; guarda la puerta de mis labios.

141:3

4. No dejes que se incline mi corazón a cosa mala,a hacer obras malas con los que obran iniquidad;y no coma yo de sus manjares.

141:4

5. Que el justo me castigue, será un favor,y que me reprenda, será un excelente bálsamo que no rechazará mi cabeza,porque aún mi oración será contra sus maldades.

141:5

6. Cuando sean arrojados sus jueces en lugares peñascosos,oirán mis palabras, que son agradables.

141:6

7. Como quien ara y rompe la tierra,son esparcidos nuestros huesos a la boca del Seol.

141:7

8. Por tanto, oh Jehová, Señor, a ti miran mis ojos;en ti he confiado; no desampares mi alma.

141:8

9. Guárdame de las trampas que me han tendido,y de los señuelos de los que hacen iniquidad.

141:9

10. Caigan los malvados a una en sus redes,mientras yo paso adelante.

141:10
salmos de proteccion catolicos

Enemigos de nuestra alma no son solo aquellos que desde otros ojos nos ven, también nosotros podemos ser nuestros enemigos al inclinar nuestros pensamientos y palabras hacia lo malo. Cuando omitimos a Jehová de nuestra vida y actuamos por meros instintos mundanos nos alejamos de la protección de Cristo.

Por esta razón David pide a Dios que le proteja de sí mismo, implora que esté siempre presente en sus palabras, en sus pensamientos y en sus actos para que su alma cuente siempre con la protección del rey de reyes. Porque solo teniendo a Dios en cada aspecto de nuestras vidas podremos gozar de su misericordia y ser cubiertos con su manto.

Salmo 142 para la protección

David ora pidiendo protección de sus enemigos.

1. Con mi voz clamo a Jehová; con mi voz pido a Jehová misericordia.

142:1

2. Delante de él derramo mi queja;delante de él manifiesto mi angustia.

142:2

3. Cuando mi espíritu desmayaba dentro de mí,tú conociste mi senda.En el camino en que andaba,me escondieron una trampa.

142:3

4. Mira a mano derecha y ve, pues no hay quien me reconozca;no tengo refugio; no hay quien cuide de mi vida.

142:4

5. Clamé a ti, oh Jehová; dije: Tú eres mi refugio,mi porción en la tierra de los vivientes.

142:5

6. Atiende a mi clamor, porque estoy muy abatido; líbrame de los que me persiguen, porque son más fuertes que yo.

142:6

7. Saca mi alma de la cárcel, para que alabe tu nombre;me rodearán los justos,porque tú me harás bien.

142:7
salmos de proteccion biblia catolica

Siempre ejemplar en su devoción y temor a Jehová, David demuestra que para pretender la protección del Señor, primero hay que humillarse ante él. Es importante reconocer cada error, cada fallo, suplicar por perdón y por ser escuchados, solo cuando somos capaces de mostrarnos nobles ante Cristo este nos baña con su sangre de poder.

No habrá enemigos ni conocidos ni extraños que sea capaz de dañar el alma de aquel que acepta a Jehová como único salvador, que lo acepta como el único con el poder de salvarle de los males más grandes, sin importar el poder de los enemigos, no hay quien o que se compare con el poder de la palabra del Padre Celestial.

Salmo 143 para la protección

David suplica ser favorecido en juicio — David medita en las obras de Jehová y confía en Él.

1. Oh Jehová, oye mi oración; da oídos a mis súplicas. Respóndeme en tu fidelidad, en tu justicia.

143:1

2. Y no entres en juicio con tu siervo,porque no se justificará delante de ti ningún viviente.

143:2

3. Porque ha perseguido el enemigo mi alma;ha aplastado en tierra mi vida;me ha hecho habitar en tinieblas como los que han muerto hace tiempo.

143:3

4. Y mi espíritu desmaya en mí;mi corazón está desolado dentro de mí.

143:4

5. Me acuerdo de los días antiguos; medito en todas tus obras;reflexiono en las obras de tus manos.

143:5

6. Extiendo mis manos hacia ti;mi alma tiene sed de ti como la tierra sedienta. Selah

143:6

7. ¡Respóndeme pronto, oh Jehová! Desfallece mi espíritu.No escondas de mí tu rostro,para que no venga yo a ser semejante a los que descienden a la fosa.

143:7

8. Hazme oír por la mañana tu misericordia, porque en ti confío;hazme saber el camino por donde ande,porque a ti elevo mi alma.

143:8

9. Líbrame de mis enemigos, oh Jehová; a ti acudo en busca de refugio.

143:9

10. Enséñame a hacer tu voluntad,porque tú eres mi Dios;tu buen espíritu me guíe a tierra de rectitud.

143:10

11. Por tu nombre, oh Jehová, me vivificarás;en tu justicia sacarás mi alma de la angustia.

143:11

12. Y en tu misericordia arrasarás a mis enemigos y destruirás a todos los que afligen mi alma,porque yo soy tu siervo.

143:12
salmos cristianos de proteccion

Posiblemente de entre los salmos para pedir protección, este sea de los más especiales. Aquí David nos enseña la clave de cómo obtener la misericordia de Dios y ser guardados detrás su escudo de gloria. Indica que a través del rezo se debe meditar sobre todos los errores propios cometidos en el pasado.

Pensar en todo aquello que nos alejó de Dios, es prioritario para reconocer el impacto que ha tenido Cristo en nuestra vida y la milagrosa manera en que nos protegió de caer en las tinieblas. Dice David que cada día pedía a Dios por iluminación y perdón y meditaba sobre todos sus errores para pedir sabiduría para no caer nunca más.

Salmo 144 para la protección

David bendice a Jehová por la liberación y la prosperidad temporal — Bienaventurado el pueblo cuyo Dios es Jehová.

1. Bendito sea Jehová, mi roca,que adiestra mis manos para la batalla y mis dedos para la guerra.

144:1

2. Misericordia mía y mi baluarte,fortaleza mía y mi libertador,escudo mío, en quien me he refugiado;el que sujeta a mi pueblo debajo de mí.

144:2

3. Oh Jehová, ¿qué es el hombre para que de él tengas conocimiento,o el hijo del hombre para que le tengas en cuenta?

144:3

4. El hombre es semejante a la vanidad; sus días son como la sombra que pasa.

144:4

5. Oh Jehová, inclina tus cielos y desciende;toca los montes, y humearán..

144:5

6. Despide relámpagos y dispérsalos; envía tus saetas y túrbalos.

144:6

7. Extiende tu mano desde lo alto; rescátame y sácame de las muchas aguas,de manos de los hijos de extranjeros, cuya boca habla vanidad y cuya diestra es diestra de mentira.

144:7

8. Oh Dios, a ti cantaré un cántico nuevo;con salterio, con decacordio cantaré a ti, el que da salvación a los reyes,el que rescata a su siervo David de maligna espada.

144:8

9. Rescátame y sálvame de manos de los hijos de extranjeros, cuya boca habla vanidad y cuya diestra es diestra de mentira.

144:9

10. Sean nuestros hijos como plantas crecidas en su juventud,nuestras hijas como columnas de esquinas labradas a manera de las de un palacio.

144:10

11. Estén nuestros graneros llenos, provistos de toda clase de grano;multiplíquense nuestros rebaños por millares y decenas de millares en nuestros campos; estén nuestros bueyes fuertes para el trabajo;no se abran brechas ni haya salidas,ni haya gritos en nuestras plazas.

144:11

12. Bienaventurado el pueblo que tiene esto; bienaventurado el pueblo cuyo Dios es Jehová.

144:12
salmos poderosos de proteccion

Cuando menciona David a Jehová como piedra de adiestramiento para la guerra, se está refiriendo al Rey de Reyes como el único con el poder para convertir al más abatido en un guerrero formidable de la fe. Solo Jehová puede dar fortaleza y protección de la nada, aunque se sienta que ya todo está perdido, él cubrirá con la armadura de fe a sus siervos.

Este salmo es efectivo para pedir un rescate cuando se siente que el alma se ahoga en las aguas turbias del mal, para pedir salvación cuando ya no se ve la luz al final del túnel, es un salmo con el que reconocemos la omnipotencia de Jehová y la insignificancia del hombre a quien de igual manera le ama y le protege de todo mal si le acepta en su vida.

Salmo 145 para la protección

David proclama la grandeza y la majestad de Dios — Jehová es bueno para con todos — Su reino es un reino eterno — Jehová está cerca de todos los que le invocan y guarda a los que le aman.

1. Te exaltaré, mi Dios, oh Rey,y bendeciré tu nombre eternamente y para siempre.

145:1

2. Cada día te bendeciré y alabaré tu nombre eternamente y para siempre.

145:2

3. Grande es Jehová y digno de suprema alabanza;y su grandeza es inescrutable.

145:3

4. Una generación alabará tus obras ante la otra generación,y anunciará tus hechos poderosos.

145:4

5. En el glorioso esplendor de tu majestad,y en tus hechos maravillosos meditaré.

145:5

6. Del poder de tus hechos temibles se hablará,y yo contaré tu grandeza.

145:6

7. Proclamarán la memoria de tu inmensa bondad y cantarán tu justicia.

145:7

8. Clemente y misericordioso es Jehová, lento para la ira y grande en misericordia.

145:8

9. Bueno es Jehová para con todos,y sus tiernas misericordias están sobre todas sus obras.

145:9

10. Te alaben, oh Jehová, todas tus obras,y tus santos te bendigan.

145:10

11. La gloria de tu reino digan y hablen de tu poder, para hacer saber a los hijos de los hombres sus hechos poderosos y la gloria del esplendor de su reino.

145:11

12. Tu reino es un reino por todas las eternidades y tu dominio por todas las generaciones.

145:12

13. Sostiene Jehová a todos los que caen y levanta a todos los oprimidos.

145:13

14. Los ojos de todos esperan en ti,y tú les das su comida a su tiempo.

145:14

15. Abres tu mano y colmas de bendición a todo ser viviente.

145:15

16. Justo es Jehová en todos sus caminos y bondadoso en todas sus obras.

145:16

17. Cercano está Jehová a todos los que le invocan,a todos los que le invocan en verdad.

145:17

18. Cumplirá el deseo de los que le temen;oirá asimismo el clamor de ellos y los salvará.

145:18

19. Jehová guarda a todos los que le aman,mas destruirá a todos los malvados.

145:19

20. La alabanza de Jehová proclamará mi boca;y toda carne bendiga su santo nombre eternamente y para siempre.

145:20

La ira de Dios es lenta, pero su misericordia es rápida, por lo que es más fácil llegar a su perdón que a su castigo, aun así nuestro libre albedrío nos ciega la vista a esta gran verdad y muchas veces ignoramos los llamados de Jehová y no es hasta que caemos en su ira cuando pedimos por su protección y salvación.

Pero Jehová no es un Dios de recelo ni de rencor, es un dios de misericordia y perdón y brindará su protección a toda alma que sea capaz de alzar alabanzas a su nombre, que se humille ante su poder y que le reconozca como el inicio y el final de todo, porque con Cristo tendremos cuanta protección necesitemos, pero sin él somos almas a la deriva.

¿Qué son los salmos de protección?

Son hechos que rezamos para conocer el poder de Cristo y cómo poder pedir ante su gloria protección para cualquier situación adversa que nos amenace.

Preguntas frecuentes de los salmos de protección

¿Cuál es el salmo de la protección?

Todo cual hable de la misericordia de Jehová y la forma en la que protege a sus fieles de todo mal que atente contra él o los suyos.

¿Cuáles son los mejores salmos de protección?

Desde el Salmo 140 al 145 se consideran los mejores para pedir a Jehová su protección milagrosa. Puedes consultar y conocer muchos más salmos en nuestra web.